Inicio Material en Bruto Esperaba que The Force Awakens fuera un remake, lo fue, y me encantó

Esperaba que The Force Awakens fuera un remake, lo fue, y me encantó

5 minuto leer
0
0

Yo fui al cine esperando que The Force Awakens fuera un remake de Episodio IV… de hecho cuando fui a ver las precuelas lo hice con esa misma expectativa sólo que en esas ocasiones terminé decepcionado (bueno, en la Venganza de los Sith no tanto); no obstante, ahora finalmente mi deseo se hizo realidad y Abrams nos ha regalado un filme genial que perfectamente puede servir como reboot de la franquicia.

Decir que se parece a Episodio IV considero que es quedarse cortos porque más del 75% de la trama es la misma sólo que con diferentes personajes, por ello yo me atrevo a decirle un remake, y uno de los buenos. Incluso, el descaro con que Abrams lo hizo fue tal que lejos de inventarse un arma definitiva para el nuevo Imperio (El Primer Orden), el director quiso usar el descaro al poner una Estrella de la Muerte Super Saiyajin para que incluso a los más distraídos les quedara claro que se estaba siguiendo al dedillo A New Hope.

¿Puntos bajos? Sinceramente pocos, pero el que más resalta a mi parecer es el villano… acá es donde radica la principal diferencia entre esta entrega y la cuarta. Kylo Ren se parece más a un fanboy malcriado que a un Lord Sith… es que ya puestos no llega ni a aprendiz porque incluso está por debajo del General líder de las tropas del Primer Orden; algo sin precedentes en los anteriores seis episodios. El otro punto bajo, Rey… y no lo digo porque al final terminó siendo broken, sino por su actitud. Siempre me han gustado los personajes OP, pero en su caso, ella no tiene la actitud que debe ir asociada a su condición; de hecho, tengo dudas de si su victoria sobre Kylo Ren fue mérito de ella o falencias de él (creo que hubo de ambas cosas).

Y sí, me uniré al mainstream que grita que es una Mary Sue (igual ya me uní antes diciendo que Kylo-ren era un niño malcriado), de hecho me recordó al arquetipo femenino protagónico de las distopías adolescentes. En conclusión, una gran entrega que no sólo sienta las bases para la nueva trilogía sino que le da el tan ansiado crédito a Abrams para ahora sí dejar volar su imaginación. ¿Esta entrega fue un play safe? Como una catedral, pero no podía hacerse de otro modo, ya vimos lo que pasó con las precuelas. Eso sí, si episodio VIII empieza en la nieve y uno de los protagonistas termina congelado entonces habrá que salir con las antorchas (y ojo, que ya están las bases para un paralelismo porque es probable que en esa película veamos a Rey entrenar con Luke)

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Jacinto Muñoz
Cargue Más En Material en Bruto

Mira además

Domestic na Kanojo: la autora Kei Sasuga lanza 3 1-Shots

(Lechería, 8 de septiembre. O’kuroku).- La Weekly Shounen Magazine de Kodansha reveló en s…