Inicio Manganime Anime Boku dake ga inai machi: La importancia de creer

Boku dake ga inai machi: La importancia de creer

11 minuto leer
0

(Maracay, 31 de Marzo. Yakuza Webzine).- Estuvo en boca de todo el mundo, todo el que se llamaba miembro de este mundillo la recomendó hasta el cansancio e incluso se posicionó como una de las mejores series de la temporada de invierno de 2015- 2016 y naturalmente, no la podíamos dejar pasar de largo, por lo que me senté a ver en maratón Boku dake ga inai machi, serie de la que hablaré hoy.

Basada en la obra de Kenji Sanbe, Boku dake ga inai machi narra la historia de Satoru Fujinuma quien posee un extraño poder llamado rerun el cual le permite retroceder unos cinco o diez minutos antes de que algún accidente terrible ocurra para que se encargue de prevenirlo. Satoru tiene ventinueve años y desea ser mangaka, pero le cuesta involucrarse con la gente a su alrededor por lo cual le falta «corazón» a sus obras.

Luego de un trágico suceso, que no contaré por aquí por temas de spoilers, Satoru se ve involucrado en una serie de malos entendidos que podrían acabar con lo poco que tiene en la vida, de manera que tiene que utilizar su poder para retroceder 18 años, cuando todavía estaba en primaria y prevenir una serie de asesinatos que podrían repercutir en su futuro, en quizás la única oportunidad que tiene de remediar su vida.

La serie, que cuenta entre su staff con el director y el guionista de series como Gin no Saji y Sword Art Online, además de contar con la banda sonora de Yuki Kajura y estudios A1 en la animación. Se hizo realmente popular por abarcar temas un poco delicados como la violencia doméstica y el rapto infantil. Además de manejar muy bien el suspenso y los giros argumentales, aunque un poco predecibles para quien conoce el género y sus recovecos.

Boku dake ga inai machi

En cuanto a animación no puedo quejarme. La paleta de colores es realmente hermosa, sobre todo en los primeros y últimos episodios ambientados en el invierno. No sé exactamente si la trama de la serie me tenía tan enganchada que no pude ver si había demasiadas fallas de quality, no obstante, no vi demasiadas como para escandalizarme por ellas.

Boku dake ga inai machi

La banda sonora, como se espera de Kajiura, sirve para involucrarte sentimentalmente con muchas cosas que suceden en la serie. Incluso el suspenso aumenta al escuchar las notas destinadas a los momentos de tensión. Piezas como Only I Am missing, I have to save her, y She was there, alone sirven para evocar a la melancolía por la que pasan los personajes e incluso llevarnos hasta las lágrimas. Mientras otras como An Abuser, y Trapped into a corner elevan el suspenso e incluso la adrenalina haciendo que apoyes más a Satoru y desees que escape.

En cuanto al diseño de los personajes, de manera global, debo decir que estoy satisfecha. Cada uno de ellos es desarrollado de manera sostenida y tiene su relevancia dentro de la historia, haciendo que Satoru sea conducido hacia su victoria y mucho más importante, que logre confiar en sí mismo y en quienes lo rodean, que es el eje de la historia.

Boku dake ga inai machi

Incluso el villano está bien sustentado y juega su papel muy bien, develándose cerca del final quien es, y causándote una profunda decepción si es quien menos te lo esperas.

Personajes como la madre de Satoru, Kenya y Airi son entreñables. Inclusive Kayo y el mismo Satoru desatan en su rol como niños una inmensa ternura y ganas de protegerlos, puesto que vas encariñándote con ellos y sus historias a medida que la serie se va desenvolviendo y llegas a conocerlos a fondo. Me gustaría que algunos personajes fuesen sido un poco más desarrollados, sin embargo, gracias al infame formato de 12 episodios no pudimos apreciarlos en todo su esplendor.

Ahora, con respecto al manejo del argumento y la adaptación, todo iba sobre ruedas… hasta el episodio 11. Me refiero a que la forma en que la historia cerró se ve abrupta e inexplicable desde algunos puntos de vista que hace que veas los huecos en el guión de manera resaltada, como si fuesen enormes lagunas de información faltante que inclusive la obra original (el manga) tiene. El vínculo entre Satoru y el villano es explicado en el manga de forma casi violenta, con muy poca sustentación que la haga creíble y en el animé lo exponen de una manera que casi raya en el romanticismo, con mucha menos lógica y un fallo argumental de proporciones bíblicas mucho más evidente.

Exceptuando ese detalle de esos dos últimos episodios, la serie es casi perfecta para lo que quería transmitir. El suspenso te mantiene al borde de la silla cada episodio mientras corres esperando que Satoru pueda salir bien de esta, pero a partir del episodio 10 sientes que todo el argumento comienza a tambalear y el final es bastante flojo en mi percepción. Bonito, muy emotivo, pero flojo.

Para quienes quedaron con ganas de más, el live action de esta película se estrenó el 19 de Marzo y aquí está el trailer:

 

Si ya la vieron, recuerden contarnos su opinión y si de verdad consideran que Boku Dake Ga Inai Machi fué lo mejor de esta temporada.

Por Kuro No Hatter (@kuronohatter)

Imágenes: A1

Cargar más Artículos Relacionados
Cargar más por KuroNoHatter
Cargar más en Anime

Comentarios de Facebook

Comentarios Básicos (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Mira esto!

Dinard: El lado más musical y encantador de Iwan Rheon

(Caracas, 23 de Junio. Yakuza Webzine).- Para quienes no lo sepan; Iwan Rheon es el actor …