Inicio Manganime Anime Nejimaki Seirei Senki Tenkyou no Alderamin: Primeras impresiones

Nejimaki Seirei Senki Tenkyou no Alderamin: Primeras impresiones

12 minuto leer
0

(Lechería, 31 de julio. Yakuza Webzine).- Tras ver los 4 primeros episodios de Nejimaki Seirei Senki Tenkyou no Alderamin; es tiempo de compartir mis primeras impresiones de esta historia que promete cosas buenas.

Nejimaki Seirei Senki Tenkyou no Alderamin es una novela ligera Seinen original de Bokuto Uno; e, ilustrada por Sanbasou Ryuetsu, la cual empezó a ser publicada por ASCII Media Works desde el 2012. Una adaptación al manga se comenzó a publicar desde el 2014 en la revista Dengeki Maoh; y, la adaptación al anime inició en julio de este año. La serie está dirigida por Tetsuo Ichimura con guiones de Shougo Yasukawa. El estudio responsable de esta producción es Madhouse. Por cierto, a partir de acá vienen muchos spoilers.

El argumento de la serie nos sitúa en un mundo de fantasía donde coexisten la magia; y, los primeros desarrollos armamentistas. Esto se sale un poco del patrón que uno espera en series de fantasía; aunque la idea ha sido desarrollada en otras series como por ejemplo Gate, donde incluso el enfoque de la premisa cambió.

Nota Nejimaki Seirei Primeras Impresiones 01

Nejimaki Seirei Senki Tenkyou no Alderamin nos relata la vida de Ikta Solork; un joven holgazán quien luego se convirtió en un gran General por sus habilidades como estratega. Lo interesante de esta premisa parte del propio protagonista y acá es donde la serie busca alejarse de los estereotipos y clichés actuales.

En primer lugar, es curioso que cuando nos dicen que Ikta luego se convertirá en un gran general, aclaran que no deja de ser holgazán; y, lo más importante, estamos en presencia de un joven que vive su vida a su manera, pero de verdad.

Nota Nejimaki Seirei Primeras Impresiones 02

En Ikta no vamos a ver al típico protagonista de novela ligera que es un badass en combate y tímido e inseguro con las mujeres; o la versión más patética en la que es tímido e inseguro en los dos frentes. No, todo lo contrario; Solork es un sujeto perfectamente centrado, seguro de sí mismo y experto casanova.

Y no hablo de esos casanova “wannabes” que vemos en la series harén; Ikta es un completo mujeriego sin remedio que deja amantes allá por donde va. Esta característica me llamó mucho la atención; y no por que defienda a los mujeriegos, sino porque es algo que se ve muy poco hoy en día en el anime. Ni siquiera en el harén es algo que se ve; en la mayoría de las series de este género, el protagonista no tiene intimidad con ninguna y es al final donde se queda con una.

No obstante, en Nejimaki Seirei Senki, Solork ha tenido final feliz con casi todas a quienes ha intentado conquistar. Y lo mejor es que no ha echo falta que se caiga en escenas eróticas para demostrar este punto. Es más, esta serie tiene poco y nada de ecchi.

El carácter de Don Juan de Ikta nos lo explica su mejor amiga, Yatorishino Igsem; y esta amistad es otro punto relevante. Acá no vamos a ver a la pareja protagónica que tiene mucha tensión sexual y que al final es más que obvio que quedarán juntos. Nada que ver, Ikta y Yatori son de esos amigos que parecen más hermanos que otra cosa.

Nota Nejimaki Seirei Primeras Impresiones 03

Es verdad que todas las parejas protagónicas de anime empiezan así, pero no olvidemos una palabra clave: madurez. Tanto Solork como Igsem son personas muy maduras y estoy convencido de que si se gustaran ya habrían tenido intimidad; y, si se amaran ya serían pareja. Si están como amigos, es porque ninguno de los dos tiene interés en otra cosa, lo cual es coherente con las actitudes que han mostrado.

El otro enfoque hacia la promiscuidad del protagonista vino dado por una situación que me pareció magnífica; cuando a Ikta le asignan un pelotón, la líder del mismo se rehúsa a cederle el mando porque él fue amante de su madre. Sí a Solork le gustan las mujeres mayores.

Nota Nejimaki Seirei Primeras Impresiones 04

Aquí nos presentan el lado no tan grato de ser mujeriego. No todo es color de rosas y cuando se va dejando un rastro de amantes siempre van a aparecer complicaciones. Este punto me agradó no sólo por original, sino por realista.

Del resto de los personajes aún no me he formado una opinión porque hasta ahora sólo han sido acompañantes. Incluso de Yatori no han revelado demasiado; y, su carácter se ha mostrado mayormente a través de su amistad con Ikta.

Por cierto, es curioso que teniendo Solork gusto por las mujeres maduras (no deja de cortejar a Haroma Becker, por ejemplo); la pareja que al parecer le desean asignar sea Shamille Kitra Katvarnmaninik, la tercera princesa de la familia real y toda una loli tsundere. Este punto es algo que me genera curiosidad, quiero ver cómo lo van a desarrollar si siguen por ese camino.

Un dirección impecable que le saca partido a los pocos recursos

Respecto al arte, es bien llamativo, los personajes están muy bien diferenciados; y, los paisajes están trabajados en gran forma. Por su parte, la animación es muy competente; no abusa del 3D (lo cual se agradece mucho); y, las secuencias de acción lucen fluidas aunque se nota el bajo presupuesto.

La dirección hasta ahora me agrada. Han sabido usar los ángulos de cámara y la edición para compensar las deficiencias en la animación; además, el ritmo es el adecuado. De todas formas, al igual que en el resto de los puntos, tocará esperar a que la temporada termine para poder hacer un mejor análisis. Hasta ahora, tengo muchas ganas de ver cómo se desarrolla esta historia. Nos vemos en la próxima entrega.

Por Shougo Amakusa (@shougoamakusa)

Cargar más Artículos Relacionados
Cargar más por Shougo Amakusa
Cargar más en Anime

Comentarios de Facebook

Comentarios Básicos (0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Mira esto!

Mushoku Tensei tendrá adaptación al anime

(Lechería, 15 de marzo. O’kuroku).- Este anuncio viene a complacer un viejo deseo del fand…