Inicio Cine La verdad oculta, todo lo que esconde la NFL

La verdad oculta, todo lo que esconde la NFL

6 minuto leer
0
0

(Caracas, 15 de febrero, Yakuza Webzine) La verdad oculta trata de desenmascarar las consecuencias que trae el jugar fútbol americano a largo plazo para los jugadores profesionales.

El filme está protagonizado por Will Smith en el papel del doctor Bennet Omalu, un patólogo forense nigeriano que luchó contra los esfuerzos de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) para cancelar su investigación sobre una lesión crónica ocasionada por el juego, llamada encefalopatía traumática crónica (ETC).

La verdad oculta está basada en una historia real y tiene como base el artículo publicado en la revista GQ llamado Juego Cerebral, por Jean Marie Laskas.

Los sucesos de la película se desatan luego de la muerte del futbolista Mike Webster, a quien hallaron muerto dentro de una camioneta por un infarto. El patólogo Bennett Omalu se encarga de hacerle la autopsia, y descubre que su cerebro está severamente afectado.

Finalmente determina que Webster murió como resultado de los efectos a largo plazo de golpes constantes y repetitivos a la cabeza; un desorden que llama encefalopatía traumática crónica. Con la ayuda de varios colegas y el antiguo doctor del equipo de los Steelers, publica su investigación en una revista médica que es descartada por la NFL y tomada como falacia.

Omalu es acosado, perseguido y ridiculizado por las masas fanáticas de este deporte tan americano, y así la película te muestra también una parte de lo que significa ser un inmigrante en Estados Unidos y todo lo que conlleva el llamado «sueño americano».

La actuación de Will Smith en La Verdad Oculta es increíble, imitando a la perfección el acento de un oriundo de Nigeria y dándole sentimiento al personaje de Bennet Omalu, creando mucha empatía con el espectador por la pasión que siente por su trabajo y su cruzada por encontrar y demostrar la verdad.

El director detrás de la película es Peter Landesman, y el productor ejecutivo es Ridley Scott, quien se inspiró para hacer la película luego de leer el estudio de Bennett Omalu sobre las estrellas de la NFL, Junior Seau, y Dave Duerson, quienes acabaron con sus vidas luego de padecer la enfermedad crónica ETC por muchos años.

La verdad oculta es una película muy bien planteada, que te mantiene interesado de forma indiscutible y además, logra demostrar la parte fea de una empresa tan inmensa como la NFL.

Al final, sales de la película pensando en casos particulares de jugadores de fútbol, como por ejemplo O.J. Simpson, quien fue culpado por asesinar a su ex esposa pero salió libre de cargos por su fama, fortuna y circunstancias, y que al final terminó tras las rejas por otros cargos; y si su desequilibrio mental se debe a la larga exposición a los golpes en la cabeza por culpa del deporte que jugaba. Hay muchos casos como ese que no se han estudiado, y honestamente quedé muy interesada en el tema.

No puedo recomendar esta película lo suficiente, me pareció brillantemente ejecutada y muy interesante para cualquier persona, incluso los menos conocedores del fútbol americano.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por VickyFleitas
Cargue Más En Cine

Mira además

Lo mejor del K-pop en el 2018 – Solistas

(Madrid, 07 de enero, O’kuroku).- El 2018 parece haberse ido en un suspiro, pero vay…