(Madrid, 22 de Octubre. O’kuroku).- Para quienes no conocen la franquicia de Garo, se trata de algo que inició como un Tokusatsu y que ya cuenta con tres series de anime. Esta, Vanishing Line, es justamente la última de esas.

El proyecto de Garo: The Animation, inició situado en el Reino Valiante, que se asemeja a la España de la Inquisición. Esta serie se emitió entre 2014 y 2015. A esa siguió Garo: Guren no Tsuki, situada en el Japón de la era Heian y emitida entre 2015 y 2016.

Vanishing Line es la tercera serie y la primera en estar en una era contemporánea. Ahora se nos transporta a la ficticia Russell City, donde el nuevo Caballero Dorado Garo es Sword, quien patrulla la ciudad en su motocicleta parlante Zaruma y recibe sus ordenes en una cafetería «ordinaria».

Sword no es el típico protagonista de la saga y se asemeja más a un héroe de acción hollywoodense, todo músculos y que no se resiste a un buen trozo de carne o una chica guapa. Su coprotagonista es Sophie, una chica obsesionada con descubrir que es “El Dorado” y que para ello recurre a un adivino, “Moon Wizard”. Pero este resulta ser un monstruo asesino, un Horror, que se dedica a matar a chicas pelirrojas. Para su fortuna Sword le salva y juntos deberán enfrentar numerosos peligros.

Este primer episodio fue ideal para deleitar a los fans de la acción, aunque resta ver si el guión estará a la altura de las trepidantes escenas de combates. Sword a diferencia de Garo anteriores, lucha con sus manos más que con la espada y basándose en la fuerza bruta. No obstante, comparte su carácter justo y  la determinación para derrotar a los monstruos.

Un buen inicio

Esta nueva serie de Garo está animada una vez más por Mappa, estudio que sigue ganando puntos. Hermosamente animada en glorioso 2D, Vanishing Line es una muestra más de la atención al detalle que tiene este estudio. Si bien no siempre sus series son redondas, al menos en lo que al arte se refiere siempre son buenas.

Esto queda demostrado en Kids on the Slope, o en Zankyou no Terror, sin olvidar a Yuri on Ice!!! o Kakegurui. En ese apartado está bien el tener altas expectativas. El problema pasa por que tan sólido sea el guión. Por momentos el episodio me pareció más un atrapabobos para los fans de la acción. Pero no se puede juzgar a la ligera… lo mismo ocurrió en el primer episodio de Gungrave: monstruos extraños por doquier siendo eliminados por un guerrero badass.

GARO: Vanishing Line quizás si tenga la sustancia para sostenerse, pero mantengo un saludable escepticismo. Sin embargo, fue un acierto el diseño de la ciudad, tan cercano a Nueva York. Era como un personaje más que destacaba por sus altos edificios y tenebrosos callejones.  Otro punto fuerte fue su dinámica banda sonora al ritmo de rock.

El director de esta nueva encarnación es el coreano Sung Hoo Park, con diseño de personajes de Takashi Okazaki y guión de Kiyoko Yoshimura. Garo: Vanishing Line puede seguirse en Crunchyroll en simulcast.

De momento le doy un 7.5.

Imágenes: Web Oficial

Sumario
Una entrada más en el universo animado de GARO con Vanishing Line, la primera situada en tiempos modernos. El primer episodio fue un deleite visual, pero a nivel guion un poco estereotípico. Aun así, tiene mucho potencial y toca verla así sea por el deleite visual.
75 %
Tiene Potencial
Puntuación de Usuarios 3.55 ( 1 votos )
Cargar más Artículos Relacionados
Cargar más por Amilcar Trejo Mosquera
Cargar más en Anime

Comentarios de Facebook

Comentarios Básicos (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Mira esto!

¿Vale la pena el anime de The God of High School?

(Madrid, 7 de Julio. O’kuroku).- Primero fue Tower of God y ahora es el turno del an…